viernes, 23 de abril de 2010

Sin carta de renuncia



Te fuiste sin una despedida,
sin carta de renuncia,
ni alguna explicación.

No puedo asegurar
el porqué de tu partida:
si sólo te marchaste
-quizás te habrás perdido-
o vas en busca de otros mares
donde brille más el sol.

Sólo espero tu llegada,
no necesito explicación.
Dónde estás musa querida
que me abandonas sin adiós?

9 comentarios:

DIAVOLO dijo...

Las musas jamás se despiden cuando deciden tomarse un descanso... pero tienen la buena costumbre de regresar.

Besos... y bienvenida de nuevo.

rlfox dijo...

Van y viene a su antojo.
Algo sé...
jajaja
Un beso.
PD:¡Muchos exitos!

david santos dijo...

Hola, Suilani!
Mui lindo poema. Las musas siempre vuelvan!
Abrazotes.

chaming2688 dijo...

Si es cierto, siempre vuelven y con una nueva sorpresa.

Frabisa dijo...

Precioso poema!!!

Bienvenida, espero que te haya ido bien en los exámenes.

besitos

ANTIQVA dijo...

Amiga, tu eres tu musa... Todo esta dentro de ti...

Lo que ocurre es que como se empeñe en no salir, no saldra...

Pero todo esta en ti.

Un abrazo, espero hayas tenido buenos resultados en los examenes...

Sheila dijo...

La felicidad, esa suele poner a dormir a la musa; son juegos de la vida...creo.

Diosaoasis dijo...

Me encanto sin embargo tiene nostalgia de que vendra o no.
Saluditos.

FRANCISCO PINZÓN BEDOYA dijo...

la nostalgia se matiza con versos

Un saludo desde Colombia